CASA DE NIÑOS

¿Qué​ ​se​ ​ofrece​ ​en​ ​los​ ​ambientes​ ​Montessori​ ​de​ ​3-6​ ​años?

El Inicio de Casa Montessori fue con niños y niñas entre los 3 y 6 años pensando en la importancia de ofrecerles herramientas para su autonomía en el aprendizaje, independencia, liderazgo para explorar y la responsabilidad personal.

Los niños y niñas Montessori aprenden a tomar decisiones, a respetar las opiniones de los demás, a investigar, a explorar, a preguntar, a respetar a vivir en sociedad etc.

¿En qué consiste nuestro ambiente Montessori de Casa de niños?

 

De los 3 a los 6 años, teniendo en cuenta la base inicial que recibió el niño durante el primer subperiodo (0-3 años), el cerebro continuara desarrollándose adquirirá nuevas experiencias y habilidades.

 

Esta Mente Absorbente es ahora Consiente de una manera gradual.

 

El ambiente está dividido en 4 áreas: Lenguaje, Vida Práctica, sensorial y matemáticas. Cuenta con 3 adultos en el ambiente: 1 guía Montessori, 1 guía bilingüe y una auxiliar.

Las Casas de Niños originalmente, según las directrices de la Dra. María Montessori, deben tener 35 niñas y niños con una guía y una asistente. Nosotras contamos con unas 30 niñas y niños de 3 a 6 años con 3 guías una de ellas bilingüe certificada. Es un espacio adaptado a sus necesidades de desarrollo, crecimiento y libertad para trabajar con los materiales que deseen guiados e inspirados en el Método Montessori.

 

Es un espacio amplio y bien iluminado que permite moverse en libertad por el ambiente. Todos los materiales están al alcance de los niños y tenemos una zona especial de cocina, para que los niños y niñas adquieran hábitos de alimentación sana y equilibrada.

 

 

Áreas de nuestro ambiente:

 

Casa de Niños tiene materiales y actividades de vida práctica, sensorial, matemáticas, lenguaje y cultura general. Cuenta también con una zona de lectura, otra zona de relax, yoga, emociones y mindfulness.

En Casa de Niños los niños tienen la posibilidad de explorar para conseguir su máximo potencial desde una visión respetuosa y observando sus periodos sensibles. Cada niño es único e irrepetible y nuestro ambiente y guías preparadas se ajustan a sus diferentes ritmos, intereses y necesidades.

 

Además, contamos con un sendero de 4000 mts arbolado para realizar actividades al aire libre. También tenemos un huerto con compost, una zona de reciclaje y 0 consumo de icopor.

En los ejercicios de vida práctica estarán todos los que haceres de la vida diaria que para los niños y niñas serán ya conocidos, pues los ve realizar cotidianamente en su casa.

 

El principal propósito de los ejercicios de vida práctica es guiar a los niños y niñas en la independencia física e intelectual, y la meta final es llegar a ser un ser humano totalmente integrado con todos los aspectos de su personalidad trabajando en armonía.

 

Con los ejercicios de vida práctica se ayudan a desarrollar las tendencias humanas, especialmente la tendencia al movimiento, la tendencia al trabajo y la tendencia a la auto perfección. Estas, a su vez, construyen la autoconfianza que es un pre-requisito para la independencia.

 

Los ejercicios de vida práctica proporcionan los medios para el total desarrollo del niño y niña, en donde todos los aspectos de su personalidad, se vuelven, en las palabras de María Montessori, una ayuda a la vida. El área de vida práctica sirve como fundamento para el trabajo posterior en las otras áreas y son los primeros ejercicios presentados al niño.

 

No solamente la niña y el niño pequeño, sino todos los niños deberán ser alentados para hacer estos ejercicios. La vida práctica es el área más importante en el salón. La preparación, arreglo y presentación alientan su uso.

 Los ejercicios que se desarrollan en esta área se relacionan con el desarrollo, el manejo delicado de todos los materiales y el refinamiento de los cinco sentidos, primero cada uno por separado y luego en conjunto. Estos materiales son la preparación indirecta para el desarrollo de las matemáticas y lenguaje.

El propósito y el objetivo del desarrollo sensorial es que el niño adquiera de forma clara y consciente información, para poder luego hacer clasificaciones en su medio ambiente. María Montessori creía que las experiencias sensoriales empiezan al nacer. A través de sus sentidos, el niño estudia su entorno y a través de este estudio, el niño comienza a entender su entorno. El niño y niña para Montessori, son un “explorador sensorial”.

A través del trabajo con los materiales sensoriales, el niño y niña tienen la posibilidad de clasificar las cosas a su alrededor, lo que lleva a los niños a tener sus propias experiencias con su entorno. A través de la clasificación, el niño y niña pueden dar sus primeros pasos en la organización de su inteligencia, que lo lleva a la adaptación a su medio ambiente.

Los ejercicios sensoriales fueron diseñados por María Montessori para cubrir todas las cualidades que pueden ser percibidas por los sentidos, como el tamaño, la forma, la composición, la textura, la intensidad o la suavidad, el peso, la temperatura, etc. Debido a que los ejercicios cubren una amplia gama de sentidos, Montessori los clasifica en ocho grupos diferentes: visual, táctil, bárico, térmico, auditivo, olfativo, gustativo y estereognósico.

A través de estos ejercicios el niño aprende a:

 

VISUALES: El niño y niña aprenden a discriminar visualmente las diferencias entre objetos similares y diferentes.

 

TÀCTILES: El niño y niña aprenden a través de su sentido del tacto. Aunque el sentido del tacto se extiende por toda la superficie del cuerpo, los ejercicios dados a los niños se limitan a las puntas de los dedos, esto permite que el niño se centre realmente en lo que está sintiendo, a través de lo que siente en una pequeña parte de su cuerpo.

 

BARICOS: El niño y niña aprenden a sentir la diferencia de la presión o el peso de los diferentes objetos. Esta sensación se ve reforzada por el uso de una venda o de cerrar los ojos.

 

TERMICOS: El niño y niña trabajan para afinar su sentido de la temperatura.

 

AUDITIVOS: El niño y niña discriminan entre diferentes sonidos. Al hacer estos ejercicios el niño es más sensible a los sonidos de su entorno.

 

OLFATIVOS Y GUSTATIVOS: El niño y niña estimulan sus sentido del olfato y el sabor, para que el niño pueda distinguir un olor de otro o un sabor a otro.

 

ESTEREOGNOSICOS: El niño y niña aprenden a sentir los objetos y hacer reconocimientos en base a lo que siente.

«Los resultados que se constatan en nuestros niños contrastan bastante con el hecho de que en general, en las escuelas, las matemáticas son un escollo en vez de una materia atractiva y que a este respecto en la mayor parte de las personas son frecuentes las barreras mentales. Los objetos matemáticos, no se hallan dispersos en el ambiente como los árboles, las flores o los animales. Por ello, en la edad infantil, no hay ocasión para desarrollar espontáneamente la mente matemática, lo que determina un obstáculo para el posterior desarrollo mental. Por esto a los materiales sensoriales los llamamos ABSTRACCIONES MATERIALIZADAS»

Maria Montessori_La mente Absorbente

La manera como aprendimos las matemáticas fue abstractas, pero en Montessori es Concretas. Los niños son concretos de los 0 a los 6 años. Esto quiere decir que un concepto abstracto para la mente de un niño es difícil de comprender. Por esta razón María Montessori materializó lo abstracto convirtiéndolo en concreto todo por medio de la observación.

 

Los números se tocan. Y no por separado como muchos piensan que tiene que hacerse, sino en grupo. A través de unas barras rojas y azules. A través de unas perlas de color. Las perlas van agrupadas. Es decir, que si es un dos, verás dos perlas unidas, o si es una barra verás una barra roja y azul para representar el dos, y así con todos los números.

 

Por orden los niños y niñas van aprendiendo las cantidades, descubriéndolas, explorándolas. Después sus símbolos y finalmente los símbolos con las cantidades. Todo tiene un proceso, secuencia, orden.

 

Los materiales Montessori de matemáticas ayudarán al pequeño a sentirse parte del proceso.

María Montessori dice: ” El lenguaje es el órgano de la personalidad”. … El lenguaje es un proceso interno que se manifiesta a través del habla, es un proceso inconsciente que se lleva a cabo en la mente del niño, y es mucho más rico de lo que se manifiesta

Se trabaja el lenguaje a través de las letras moviles, los niños y niñas las palpan y reconocen su forma sensorial, hasta llegar a la lectoescritura de manera natural, armonica y voluntaria.

Buscando opción de educación para el 2021?

Si tu hijo está entre los 18 meses y los 12 años, has llegado al lugar correcto! Llámanos ahora, para darte más información.

Insert math as
Block
Inline
Additional settings
Formula color
Text color
#333333
Type math using LaTeX
Preview
\({}\)
Nothing to preview
Insert
Llama ahora!